Praias de Portugal

Entramos en la recta final: última semana de agosto y una mañana fresquita clamando por una sudadera. Una mañana de esas que te recuerdan que el verano es solo una estación que, como todas, viene y se va y ahora, justamente se está acabando. Pero nos queda septiembre, premio final, algunos días de calor todavía para escaparnos a la playa y perdernos en el mar.

Si no habéis pisado la arena o si no queréis despediros de ella todavía, os hago una propuesta: Portugal. Un país pequenino que mira al mar, con una colección de playas limpias, silenciosas y poco explotadas y unos paisajes marinos impresionantes. El Atlántico inmenso modelando su costa, impregnando las pieles de sal, acariciando los pies con su agua helada, marca la esencia de este país y se convierte probablemente en su mayor atractivo. Desde el Miño al Guadiana, kilómetros de sol y sal para disfrutar de la playa con y como niños. 

El año pasado, los portugueses eligieron las 7 Maravillas de las Playas de Portugal, que podéis consultar aquí, y debieron tenerlo muy difícil. Yo, que cada verano intento reservar unos días para praiear Portugal arriba, Portugal abajo, no podría decidirme, aunque de las 7 seleccionadas tengo tres entre mis imprescindibles: Zambujeira do Mar,  Odeceixe y Vilanova de Milfontes.

Las tres están bastante cerca, en el Parque Natural do Sudoeste Alentejano e Costa Vicentina, y juntas suman kilómetros de arena dorada entre la desembocadura de los ríos Mira y Seixe. Para planear unos días por allí es una buena idea visitar la web de Casas Brancas, asociación que gestiona la oferta turística de la zona, basada en buenas prácticas y turismo sostenible.

Montar a caballo, ver delfines, irte de festival, hacer surf, bucear o simplemente tostarte al sol, cualquier cosa es posible en este trocito de costa atlántica.

IMGP4917Más al sur, la Costa Vicentina, salvaje y despoblada, con playas de una belleza primitiva, en las que parece que el mundo acaba de empezar, como la Praia de Vale Figueiras (Paraíso del surf y hogar del Nomad Surf Camp, escuela  con cursos para toda la familia) o la de Arrifanas. Playas desiertas y mar bravío hasta Sagres, donde el Cabo de San Vicente invita a contemplar uno de los atardeceres más perfectos del mundo.

 

  

Ya en la costa sur, antes llegar al Algarve, todavía nos encontramos pequeñas joyas como las playas que rodean el pueblecito de Salema, una buena base para recorrer la zona.

Armação de Pera

Más allá, Albufeira, Lagos, Faro, Portimão, más masificadas en verano, siguen siendo buenas opciones para pasar unos días. A mí personalmente me encantan las playas de Armação de Pera (en la foto).

Y pegando ya casi con la frontera española, Tavira, un pueblo muy bonito con preciosas playas. La Ilha de Tavira, a la que se va en ferry o en barca-taxi, o Praia Verde, en Altura son sitios para no perderse ( y para no irse sin probar las Boliiiiiinhas, dulces que pregonan los vendedores playeros).

De la otra punta, al norte de Portugal, me gusta particularmente Moedos de Minho, aunque hace tanto aire que, en vez de sombrillas, la playa está sembrada de cortavientos. Figueira da Foz, Aveiro, o las Berlengas en Peniche son otros destinos que valen la pena.

Si estás en Lisboa y te apetece playa, no te pierdas las que rodean Cascais y Sintra, especialmente la Praia de Guincho, y la zona de Caparica. Más al sur, antes de llegar a Setúbal, esta el Portinho da Arrábida, y al otro lado del río Sado, la península de Troia ofrece otros de los mejores arenales portugueses: cualquier playa de por aquí vale una tarde, pero si tengo que elegir una, me quedo con Melide por su arena, sus olas, y el color entre perfecto e imposible de su mar.

Un poco más abajo, Porto Covo y de nuevo, Vilanova de Milfontes para terminar este roteiro, que ha sido rápido pero intenso. Una pequeña lista de paraísos personales que quería compartir con vosotras.

Publicado originalmente en ¡Qué pequeño es el mundo! el 26 de agosto de 2013
Anuncios

2 Respuestas a “Praias de Portugal

  1. Pingback: Mercados y mercadillos: Portugal | Mundo Pequeñino·

  2. Pingback: Sugerencias viajeras: Junio, Évora | Mundo Pequeñino·

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s